lunes, 1 de diciembre de 2008

Misterios domésticos

Más de una vez han pasado en mi casa las siguientes situaciones.

1. Cucharitas que desaparecen: por lo general, los cubiertos vienen en juegos de 6, 8 y 12. No entiendo cómo ni por qué, al cabo de un tiempo solamente hay 5, 7 u 11 cucharitas. Con los cuchillos, tenedores y cucharas no pasa lo mismo, es solamente con las cucharitas. Tratando de encontrar una respuesta a ese misterio doméstico, se me ocurrió que podían irse por el desagüe al momento de lavar los cubiertos. Descubrí que es imposible por la sencilla razón de que no hay espacio para que pasen por ahí.

Todas las personas a las que les he contado esto me han dicho lo mismo: que en su casa también se les desaparecen las cucharitas.

2. Medias que faltan: al momento de guardar la ropa recien lavada, muchas veces descubría que faltaba una media. Una sola. Lo más gracioso es que la media "perdida", por lo general de nylon, aparecía al cabo de muchos meses en los lugares más insólitos, como bien encajada dentro de la manga de una chompa o en la pierna de un pantalón, en un rincón de la lavadora (después de haber mirado montones de veces) o hecha un trapo en un rincón del lugar de la casa en que se tiende la ropa mojada (nuevamente, después de haber mirado montones de veces).

Harta de esa situación, compré una bolsa con cierre hecha de una tela con muchos huequitos. Ahora las medias no se pierden entre que las seco y las guardo... sino entre que me las saco y las lavo.

3. Ganchos de ropa que se multiplican: aparece de la nada en mi clóset, un gancho vacío colgado a plena vista, que horas antes no había estado ahí. Una cosa es que las cucharitas o medias desaparezcan, y otra muy diferente es que los artículos, ganchos de ropa en este caso, surjan de la nada, podríamos decir que por generación espontánea, y se planten por su cuenta en un lugar visto y revisto no sé cuántas veces. Por una parte mejor, porque me ahorran el trabajo de buscar uno cuando quiero guardar la ropa recién lavada.

4. Plumas: aparecen por toda la casa, plumas encajadas en las esquinas de todas las habitaciones: en la sala, la cocina, el baño, en los dormitorios. Sé que deben ser de las palomas que vuelan por todas partes, pero lo raro es que van a depositarse en los lugares más recónditos y refundidos, casi entre los zócalos y las paredes. Por lo menos yo, nunca he visto cómo llegan ni qué caminos recorren hasta los lugares en los que las encuentro. De repente miro hacia una esquina, y veo una pluma. Suelo guardarlas, encontrar esas plumas me hace sentir que soy la destinataria de un mensaje que debo descifrar.

5. Vecinos fantasmas: estos vecinos constituyen un misterio tan grande que les dediqué su propio post. De todas maneras, los menciono en este porque los considero uno de los más grandes misterios domésticos. A veces escucho taconeos a mitad de la noche, o el sonido de miles de canicas rodando y rebotando sobre el piso del departamento de arriba del mío y que viene a ser el techo de mi casa, o como si alguien estuviera jalando y arrastrando por todos lados los muebles más pesados del mundo sin llegar a decidirse dónde dejarlos. Además, siempre son sonidos nomás, nadie habla nunca. Aunque pensándolo bien, es mejor que nadie hable nunca.

-----------------
Todas las imágenes han sido tomadas de Google Images.

22 comentarios:

  1. Bueno, ahora son cucharitas... en Mexico eran cucharas.

    ResponderEliminar
  2. Luego de ocurrirme lo mismo con mis cucharitas y romperme la cabeza, llegue a la conclusion que las tiramos a la basura sin darnos cuenta. Alguien dejo un poco de torta en la reunion, algo de pie y zasss al tacho con sobra y todo.
    Silvana

    ResponderEliminar
  3. A mí se me desaparecen todo tipo de cubiertos, también casi estoy segura que los tiré a la basura sin darme cuenta, ya que alguna vez he logrado rescatar alguno que gritó lo suficientemente fuerte auxilio!!!
    Medias que faltan!! el pan nuestro de cada 8 días que pongo la lavadora!!
    Los ganchos misteriosos generalmente en mi closet encuentran a su ropa, como que tienen imán
    ji ji en mi casa no hay plumas
    De los vecinos fantasmas ya te comenté en el referido post cuando lo leí hace tiempo.
    Yo agregaría un misterio más que no sé si te pasa, busco algo: un trasto, un libro, unas llaves, etc., busco, rebusco y vuelvo a buscar y aparece justo donde ya había buscado y que estaba segura que no estaba!! terrible!! ji ji ji
    Saludos desde México. Hilda

    ResponderEliminar
  4. Carmen: ahora seguramente serían cucharones si no fuera porque no son tan chiquitos.

    Silvana: nunca se me había ocurrido eos de los cubiertos en la basura. Habrá que mirar ahí cuando se pierda alguno.

    Hilda: eso de buscar algo mil veces en un sitio y que después aparezca en donde hemos mirado mil y una veces me ha pasado. Siento como si las cosas se burlaran de mí... y mi mamá puede contar de unos zapatos que se le perdieron sin explicación.

    ResponderEliminar
  5. Hola, gracias por contestar, supuse que no soy la única que pasaba por ese misterio y efectivamente parece que las cosas se burlasen de nosotras, así que cuando no las encuentro, me las imagino riendo a carcajadas, en espera del momento preciso para aparecer.
    Saludos y buenas noches. Hilda

    ResponderEliminar
  6. El misterio de las cucharitas para mi es que se van directamente a la basura con algún envase descartable donde uno estuvo comiendo algo y se olvidó que quedaba la cucharita dentro...las medias para mi es porque se caen en el camino, ya sea de la canasta de ropa sucia a la lavadora o de la lavadora cuando se saca para colgar y obviamente van a caer en algún lugar bien escondido.
    Los ganchos por suerte no me aparecen solos, salvo cuando va mucha ropa a la lavandería pero esos de alambre se diferencian al toque.
    Plumas...o está perdiendo tu acolchado o pasan muchas palomas por tus ventanas.
    Tus vecinos...sigue siendo un misterio.
    Besos :)
    Katia

    ResponderEliminar
  7. Hola Katia: lo de las cucharitas yendo a la basura es una explicación válida... pero, ¿por qué solamente pasa con las cucharitas? Al menos en mi casa, nunca han faltado ni cuchillos ni tenedores.
    Con las medias y los ganchos el asunto parece ser más simple.
    Gracias por la visita.

    ResponderEliminar
  8. En mi casa es cierto que desaparecen a veces tazas, a veces platos, pero no hay tanto misterio, es cuestión de ir al taller de Mauricio y encontrarlos todos llenos de colores, pues si le faltó paleta con la cual trabajar o algo en qué dejar remojando los pinceles, va derechito a la cocina y agarra el primer plato que encuentra...... así es la vida del artista.

    Cucharitas, a veces faltan, si, suelo luego encontrarlas en el cuarto de Valeria o debajo del mueble donde vemos televisión, supongo que se le caen cuando come un helado o un poco de yogurt....

    Plumas, nunca encontré,

    Ruidos, en mi oficina muchas veces cuando me quedaba a trabajar hasta muy tarde, cajones de escritorio que se abren y cierran, el ascensor que sube y baja solo varias veces a la 1 o 2 am, Aquí la madera cruje en la noche por el clima pero de ahí a que los cajones se abran y cierren.... creo que tiene que ver con antiguos dueños de casa o algunas almitas que han quedado sin descansar por ahí y nos hacen compañía. Yo les ponía música por si acaso para pasarla bien todos... ja ja !

    ResponderEliminar
  9. Eso de ponerles música para alegrarlos a todos, Renata, no sé si yo lo haría. Creo que me saldría raidito de aí, sin hacer mucha bulla mejor.

    ResponderEliminar
  10. Venía a devolverte la visita para agradecerte que te pasaras por mi blog y resulta que encima me has regalado unas risas!Jajaja, me gusta mucho este post.
    A mí también me desaparecen cosas. Pero yo tengo una teoría: en algún lugar de todas las casas hay un agujero negro. Y por ahí desaparece todo para luego volverlo a aparecer en cualquier otro sitio.

    ResponderEliminar
  11. Hola Verónica:
    Pues la verdad que yo también opino como tú, pero me sentía un poco corta de exponerlo libremente con tanta explicación racional de estos misterios. Es que tanto la explicación de que las cucharitas desaparecen porque van a la basura como la del agujero negro son válidas.
    Pero me quedo con la del agujero negro... encaja más con lo de misterios.
    Gracias por la visita.

    ResponderEliminar
  12. Hola gabriela, yo creo que a las cucharitas se las tira a la basura , a mi no me pasa, las plumas vuelan como las aves y se incrustan en donde pueden, las perchas se me desaparecen con mi ropa porque la usa mi hija y mis vecinos están todos, pero lo de las medias es mi karma , siempre están incompletas.
    Besos

    ResponderEliminar
  13. Y seguramente, Cíber, que la cosa es peor y más notoria con las medias de nylon. Como decimos acá, esas siempre pagan el pato, ja, ja.

    ResponderEliminar
  14. En verdad ami madre le pasa lo mismo.no lo entiendo.le desaparecen las cucharas tenedores.luego anda diciendo que alguien le roba los cubiertos.jaja.pero mi madre vive sola.¿como puede ser esto?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Justamente, es un misterio, y por lo visto trasciende fronteras. Hablando en serio, tal vez se resbalan al lavarlas y se van por las tuberías al desagüe. A mí me ha pasado.

      Eliminar
  15. Respuestas
    1. Hecho. Podemos agregar medias y colgadores de ropa a la lista.

      Eliminar
  16. Pues entrè a este sitio para encontrar respuesta pero veo que a nadie le pasa... a mi en màs o menos dos años se me han perdido cinco cuhichos y estoy casi segura que no los he botado a la basura, la verdad no se que pensar!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En mi casa siempre se pierden las cucharitas, no me queda más que comprarlas por medias docenas de vez en cuando. Tampoco sé la razón, creo que prefiero no saberla.

      Eliminar
  17. porque la basura de mi casa desaparece de lugar sin que yo la tire siempre que dejo dos o tres bolsas desaparce solo una no todas

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tu bromista no es solamente invisible, Fabiola, además es medio perezoso.

      Eliminar
  18. Hola Gabriela, aquí un paisano tuyo, llegué acá gracias a Google y el misterio de las cucharitas que también está pasando en mi casa. Habiendo agotado todos los posibles motivos terrenales sobre su desaparición, también he llegado a la conclusión de que lo más probable es que terminen en el basurero "sin querer queriendo". Aunque confieso que más me estaba gustando la idea de causas sobrenaturales.
    Saludos.

    ResponderEliminar

Gracias por leerme... y más aun por dejarme tu tarjeta de visita. Nunca sabemos hasta dónde nos puede llevar la blogósfera.