viernes, 26 de mayo de 2017

Ver televisión en el siglo XXI

Imagen
Trece jueves al año desde 2014 me prendo del televisor para ver una serie española que me encanta, Cuéntame cómo pasó. La descubrí por casualidad cuando andaba por su tercera temporada, y hace pocos días vimos el capítulo final de la décima octava temporada.

Vaya que ha pasado el tiempo.

Cuántos jueves habré estado siguiendo las alegrías y tristezas de los Alcántara, más de 300 si contamos los capítulos totales. En los primeros tiempos, si alguna razón me impedía verla en directo gracias al canal español en cable, lo grababa y lo veía en cuanto podía. Y así fue hasta que los adelantos permitieron prescindir de la grabación, pues el sitio web del canal que transmite la serie permite ver los capítulos con un clic.

Desde hace pocos años, veo la serie en línea, en vivo, a la misma hora que la transmiten en España. O sea que la veo a la par que el público que sigue desde la península a esta familia a la que le ha pasado casi de todo.

Recuerdo otros tiempos, cuando grande era nuestra suerte si lográbamos ver una temporada completa de la serie que nos gustaba, aunque fuera cinco años después.

Desde hace dos años, no solamente veo Cuéntame en vivo sino que además la veo mientras la comento con otros cuentamaníacos que también se pegan al televisor trece jueves al año. Todo gracias a Twitter, esa red social de la que alguna vez me expresé de manera burlona. Es de sabios rectificarse.

Entonces, mientras para mí son las 3:50 pm o 4:50 pm, dependiendo de la hora en España, para mis amigos europeos son las 10:50 pm. Mientras para mí es plena tarde, ellos ya están dando por terminada su jornada y se acurrucan cómodamente a ver la serie por televisión mientras yo la veo en la computadora, rogando por tener buena señal, que no se corte.

Nos hemos autodenominado "La cuadrilla de San Genaro", y cada semana vamos creciendo. Ahí nos encontramos Fran Castaño, Sasa, Elena, Rubén Millares, Alma Blog y Sandra Snow, Mención aparte merece Lucía Froncová, que nos acompaña desde Eslovaquia y en perfecto castellano nos cuenta que su abuela, a quien siempre mandamos saludos que ella responde, no entiende por qué su celular suena tanto tan tarde en la noche todos los jueves. Hasta la cuenta oficial de la familia Alcántara se nos ha unido últimamente. A ver si en algún momento tambén vemos por ahí a Ariadna, panameña a la que conocí hace años, gracias a Cuéntame también.

Cada semana, de alguna manera nos enteramos de la etiqueta con la que vamos a seguir el capítulo del jueves que viene. Ya el mismo jueves, alguno de la cuadrilla toma lista para ver si estamos completos, y si alguno no contesta, pues no paramos hasta saber dónde está.

Es una carrera ver Cuéntame con un ojo y con el otro leer los tuits y notificaciones que llegan conforme avanzan el capítulo. Una vez se me colgó la computadora en ese frenesí y perdí diez preciosos minutos de la trama, así que desde ese día veo Cuéntame en mi laptop, mientras en la computadora "grande" leo y respondo los tuits de este loco grupo de cuentamemaníacos, tuiteo lo que se me ocurre, veo lo que otros seguidores fuera de esta cuadrilla internacional dice, les respondo. El intercambio es infinito.

Termina el capítulo pero no terminan los tuits. A mí me asombra que, a pesar de ser ya de madrugada para los demás, sigan con ánimos de comentar que si Antonio dijo esto, que si tal frase de la abuela Herminia los emocionó, si renegaron con la actitud de tal o cual personaje.

Por increíble que parezca, horas más tarde vuelvo a ver el mismo capítulo, ya en la tranquilidad de la noche, por cable. Tengo ocasión de fijarme en los detalles que pasé por alto en la transmisión en linea.

A estas alturas, no me cabe duda de que ver televisión en el siglo XXI sabe más a futuro que esas imágenes de autos voladores y gente andando con trajes espaciales con que nos pintaban al año 2000 hace nada. ¿Qué sigue? Hasta de miedo preguntar.

Hasta enero de 2018, familia Alcántara. Mientras tanto, sigamos leyéndonos, cuadrilla de San Genaro.

20 comentarios:

  1. Bueno bueno, osea que eres una "cuentameadicta", qué maravilla. Los Alcántara nos llevan acompañando en España 15 años, casi los que tiene mi hijo. Este jueves fue el último capítulo de la temporada 18 y tuvo muchísima audiencia. Nosotros antes seguíamos la serie todos los jueves, pero dejé de verla porque aquí las series o películas terminan muy tarde (casi las doce de la noche) y no aguanto despierta, "mecagoenlaleche" jajajaj....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La pobre Merche es la receptora de las furias de Antonio y sus frases inolvidables. Lo bueno de los tiempos actuales es que puedes ver Cuéntame a horas menos complicadas y todos felices.

      Eliminar
  2. Qué bueno poder compartir los gustos y emociones que te causa una historia como la de los Alcántara de Cuenta me cómo pasó. Hay que esperar hasta el próximo año para volver a verlos. Pavuencia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es demasiado tiempo, demasiada paciencia la que hay que desplegar... hasta podría exclamar una de las tantas frases de Antonio.

      Eliminar
  3. Muy contenta de pertenecer a la cuadrilla de San Genaro y ser una cuéntamemaníaca mas. Espero que la serie siga por mucho tiempo y no sólo eso.. si no que a su vez.. mientras esperamos la siguiente temporada, la cuadrilla siga comentando esta televisión del siglo XXI.

    Un saludo Gabriela y gracias por la parte que me toca en tu bonito post.

    Alma ♡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti, Alma, por comentar y por ver "a mi lado" esta magistral serie que nos tiene más que enganchados.

      Eliminar
  4. Realmente me entretuvo bastante lo de los gatos y sobre todo el gatito lechero, tan porfiado que por eso mismo perdió su ración.
    En cuanto a los avances de la televisión, me gustó pero yo estoy en pañales, pues mis conocimientos son bien rudimentarios... pero, algun dia tal vez avance en el modernismo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con paciencia y dedicación, todo se puede, Yvette.

      Eliminar
  5. Es verdad, Gabriela, que esta serie ha marcado un antes y un después en el mundo de la televisión en España, y por lo que cuentas, también fuera de ella. Nosotras disfutamos, sobre todo, descubriendo detalles y rincones decorativos tan vintage que, muchas veces, nos inspiran para nuestro blog retro. Nos encanta que la producción española cruce fronteras.

    Mil besos de las dos.

    J&Y

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí me encanta la posibilidad de verlos cada jueves, casi son una obligación semanal.

      Eliminar
  6. Veo que sigues la serie de los Alcántara. Yo me enganché mucho al principio, cuando reflejaba la vida y costumbres de los años setenta y ochenta. Me llevaba a mi juventud y me encantaba. Ahora me gusta, pero no tanto como al principio.
    Besiños

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto que las tramas han cambiado, pero es normal dentro de la evolución de la serie y de los personajes.

      Eliminar
  7. Seguí la serie al principio Gabriela y dejé de verla. Vayaaaa leo que soís unos adictos cuentamemaníacos. La abuela de Lucía alucina con el teléfono de madrugada.
    Buen domingo.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahora nos queda una larga espera hasta el próximo capítulo. Los vamos a extrañar.

      Eliminar
  8. Qué bonita "hermandad" Gabriela. Nuestros tiempos lo permiten. Recuerdo que no hace mucho, cuando el único contacto instantáneo con otros países era escuchar onda corta llena de interferencias. Suponíamos que era lo máximo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y sin duda era lo máximo, Esteban. Lo que me gusta es la sensación de estar acompañada.

      Eliminar
  9. ah jaja Gabriela qué buen círculo cuentamero que habéis montado! pues mira yo te digo que cuando voy a Madrid donde mi madre lo veía, me gustaba y me recordaba muchas cosas de mi adolescencia. Otro programa que me gustaba ver era "Aquí no hay quien viva" porque refleja muy bien la vida en una comunidad de vecinos de Madrid. Pero ya en Italia no los sigo porque me suelo enganchar a programas de debate de actualidad durante un rato porque suelo acabar leyendo un libro para no cabrearme más. Un saludo cariñoso, amiga

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como verás, soy ultra fan de los Alcántara. Intenté ver la otra serie que mencionas, pero no me gustó mucho. Creo que no pasé de media temporada.

      Eliminar
  10. Gabriela you have a nice blog dear :)
    Would you like to follow each other?
    🌸🌸🌸 That's Amore Blog 🌸🌸🌸

    ResponderEliminar

Gracias por leerme... y más aun por dejarme tu tarjeta de visita. Nunca sabemos hasta dónde nos puede llevar la blogósfera.