viernes, 24 de febrero de 2017

Otras estampas veraniegas

Imagen
Un hombre carga tres botellones de siete litros de agua cada uno. En total, lleva en ambas manos 21 litros que se usarán para aliviar los calores de este largo y ardiente verano. El hombre se detiene en un intento inútil de retomar aire, secarse el sudor y refrescarse algunos segundos antes de seguir su camino.

Una pareja camina por la calle conversando animadamente. De repente, la mujer se queda rezagada, se saca una de sus sandalias y deja ver una pequeña herida en la parte de atrás del pie, causada justamente por su propio zapato. La herida es muy chica en tamaño, pero enorme en efectos porque casi no le permite caminar. El hombre detiene su marcha para esperarla, pero la situación parece no tener remedio. Otra transeúnte que lo ha visto todo de lejos se acerca a la mujer y le entrega dos curitas. Ella las recibe, y la pareja se mira asombrada ante un hecho que debe haberles parecido un pequeño milagro.

Un grupo de niños juega tenis en un club muy cerca del mar. Son escolares de vacaciones en una de tantas actividades para que "no se aburran" en los meses de verano que los hace despertarse casi a la misma temprana hora que en los meses de colegio. Sus gritos son entusiastas, pero vistos desde lo alto, más de uno parece no tener ganas de estar ahí.

Las tiendas de ropa están rematando las prendas ligeras de manga corta y con el cartel de AVANCE DE TEMPORADA anuncian ofertas para artículos que probablemente se usarán dentro de algunos meses.

24 comentarios:

  1. Estampas veraniegas de aquí y de allá. Poquito a poco los veraneantes nos dejan, vuelve algo de tranquilidad.
    Besos Gabriela
    http://siempreseraprimavera.blogspot.com.ar/2017/02/pequenos-arboles-frutales.html

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A veces pienso en las ciudades costeras que se llenan de gente en verano en gran contraste con la tranquilidad de los meses fríos.

      Eliminar
  2. Aquí está todo primaveral...

    Bonitas estampas, Gabriela, dentro de poco aquí llegará el verano...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En cambio acá, todo anda veraniego. Por todos lados.

      Eliminar
  3. La vida en verano transcurre igual en todos sitios. Hay que ver la moda que han sacado en las tiendas, que en pleno verano nos ponen avance de la temporada de invierno y al revés. No apetece nada probarse ropa de verano ahora con el frío de aquí.
    Buen fin de semana.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo mismo pasa con la gruesa ropa de invierno. Si hasta las delgadas prendas de manga corta a veces se hacen pesadas.

      Eliminar
  4. ¡Ay, con lo poco que nos gusta a nosotras el verano, Gabriela! Estamos tan a gusto en otoño e invierno, que ya estamos temblando pensando en que esto se acaba por este hemisferio... Qué bueno el hombre que se acercó a darle a esa señora dos tiritas, la pena es que estos detalles de amabilidad tengan que llamar tanto la atención.

    Besos mil de las dos

    J&Y

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo me sentía aislada en mi gusto por el invierno, pero veo que somos muchos los que preferimos el frío. Esa sensación que tienen ustedes ahora me embarga en octubre, cuando se avizora el final del invierno.

      Eliminar
  5. Me gustó tus brevecuentos y como se van sobreponiendo entre ellos.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, son como estampas que se apilan unas encima de otras.

      Eliminar
  6. Buen lo dices, estampas veraniegas.

    Muchas gracias por pasar por mi blog y comentar.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Simpáticas estampas veraniegas. Aunque también prefiero el invierno, sobre todo en esta temporada tan calurosa que ojalá termine pronto.

    ResponderEliminar
  8. Estampas de verano, estampas del día a día. Gracias por compartirlas.

    ResponderEliminar
  9. Por aqui continuamos com frio.
    Já chega de inverno e suspiro pelo verão.
    Beijinhos

    ResponderEliminar
  10. En verano, apreciada Gabriela, añoramos el invierno, pero al llegar este, cambiamos de opinión.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ten la certeza, estimado Esteban, que yo nunca añoro el verano. Temo que me consideres exagerada, pero no le encuentro nada bueno a esta estación, ni la playa.

      Eliminar
  11. Me encanta el verano y mira que en mi ciudad es muy duro.
    y la mar la amo. no tanto el bullicio...
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este verano está muy duro, temperaturas altas, lluvias y ríos crecidos que causan inundaciones. Que se acabe ya.

      Eliminar
  12. me encantan las estampas veraniegas de lo cotidiano que me trasladan a los calores asfixiantes de la época de las vacaciones escolares. Pobrecitos chicos que tienen que cambiar la rutina escolar por el aburrimiento de actividades confeccionadas para entretenerlos mientras los padres están trabajando

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Más que el aburrimiento que mencionas, lamento que ni en vacaciones los niños puedan tener la libertad de dormir hasta más tarde y hacer lo que quieran.

      Eliminar

Gracias por leerme... y más aun por dejarme tu tarjeta de visita. Nunca sabemos hasta dónde nos puede llevar la blogósfera.