lunes, 21 de julio de 2014

Panes que se multiplican

El otro día, se me antojó tomar lonche con leche caliente y pan con mantequilla y mermelada. El lonche es esa merienda vespertina tan popular entre los peruanos (y personas de otros lugares, aunque con distinto nombre) donde se combinan bebidas calientes, panes de muchos tipos, embutidos, quesos, mermeladas y delicias similares.

Antojada como estaba, me acerqué a un señor que vende pan todas las tardes en una esquina muy cerca de mi casa. Tenía muchas variedades de pan y le pregunté el precio de algunos. Me dijo "todos cuestan 25 céntimos, cuatro por un sol". Le di un sol y le pedí cuatro panes cariocas, recibí mi bolsita y me fui a mi casa.

Al partir los panes, vi que no había cuatro panes, sino cinco. Como el pan carioca es chico, pensé que el señor se había equivocado, pero agradecí el error.

Pocos días después, volví a comprar un sol de pan carioca, y de nuevo, al contar los panes, comprobé que había cinco. Me pareció poco probable que el señor se equivocara dos veces, sobre todo si se piensa que es algo que hace todos los días, así que concluí que por un sol se obtenían cinco y no cuatro panes de ese tipo porque son bastante chicos.

Fui una tercera vez, pedí mis panes, entregué mi moneda de un sol y a cambio recibí mi bolsita. Sin embargo en esa ocasión, solamente encontré cuatro pancitos en la bolsa.

Nunca más se produjo el milagro de la multiplicación de los panes.

Tercera semana
Siguiendo con el desafío de Iela, acá va mi tercera foto. Hace algunos días, el sol asomó un buen rato durante la tarde, pero no calentó mucho ni ahuyentó totalmente las huellas húmedas del piso.
Una sombra asoma un poco tímida en la vereda

28 comentarios:

  1. ¿El señor habrá aprendido a contar?...¿Acaso la 1ra. y 2da. vez quería deshacerse rápido de la mercancía?...¿Quizás quería atraerte como clienta?...????...
    BesosGabriela, hoy desde
    http://norma2-siempreesprimavera-norma2.blogspot.com.ar/2014/07/pantalon-antiviolacion.html

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me he hecho algunas de esas preguntas, Norma, pero creo que los panes chiquitos y la noche recién llegada ayudaron a que el panadero se confundiera... para mi beneficio.

      Eliminar
  2. Pena que tenha cessado o milagre da multiplicação dos pães.
    Beijo

    ResponderEliminar
  3. Y donde estaban los peces...?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ojalá la próxima vez ocurra con peces también, Acirema.

      Eliminar
  4. Se llama marketing. Te ha fidelizado de una forma efectiva.
    Primero, subconscientemente estás agradecida por esos "regalos" que ocurrieron en dos ocasiones.
    Segundo, le puso emoción a la compra, porque siempre que le vuelvas a comprar contarás los panes a ver cuantos hay, con la esperanza de que vuelva a ocurrir el "milagro" :P
    Besazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y además, te aseguro que seguiré comprándole para ver si vuelvo a recibir mis panes con yapa.

      Eliminar
  5. Que legal, ganhastes uma pãozinho a mais. Ou a pessoa que embalou os pães não sabia contar ou se enganou. Eu me engano sempre. Passo vergonha.
    Aqui temos tido lindos dias de sol, mas nas cidades vizinhas tem tido enchente.
    Bjos tenha um ótimo dia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. O se confundió o su intención era darme ese pan adicional, Anajá. Prefiero no preguntarle.

      Eliminar
  6. Mira pues. De repente no se quería quedar con panes fríos para el budín. =)

    Pan carioco. Pensé que ya había desaparecido.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De repente quería indirectamente colaborar con los ingredientes para mi budín. yo siempre encuentro ese pan, en autoservicios también lo venden.

      Eliminar
  7. Acá en Nariño cuando te dan mas panes por el precio que mencionan es que en esa panadería venden pan con vendaje...no me preguntes por qué se llama así, porque para mi no es ni lógico...seria como la ñapa...pero en esas panaderías anuncian "se vende pan con vendaje" jajaja me pareció gracioso y pertinente por lo de los 5 panes. Un saludo desde Pasto. :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué curiosa expresión, Madame Web, pan con vendaje. ¿De donde vendrá? Acá le llamaríamos yapa, pero eso se usa para todo lo que te den de más: compras un chocolate y te dan de yapa un caramelo.

      Eliminar
  8. De todos modos pudiste tomar tu
    lonche ,eso es lo imortante Gabriela

    ResponderEliminar
  9. Pues aunque ya no te den ese pan adicional piensa en lo que has disfrutado encontrando ese par de sorpresas.
    Nunca se sabe, Gabriela, puede que se reproduzcan de nuevo cuando menos te lo esperes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El otro día me volvió a tocar el pan de yapa, Marta, así que no he perdido la fe.

      Eliminar
  10. Por aquí le decimos el vendaje o la ñapa, por cada cinco panes nos dan uno demás.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me llama la atención lo de vendaje, Rafael. Acá le decimos yapa a ese extra que a veces se recibe.

      Eliminar
  11. Respuestas
    1. Acá a veces hasta usamos el término yapita, con cariño.

      Eliminar
  12. Mmmm que rico! Aunque no conozco el pan carioca me imagino debe ser delicioso (por la foto de panes)....son pequenyos milagros que nos regala Dios para recordarnos que somos especiales :)
    Besos, feliz dia!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí todos los panes me parecen ricos, Patricia, y eso puede terminar siendo muy malo, ja, ja.

      Eliminar
  13. Pues mira que bien! con lo ricos que estan te vino de maravilla! a mí tambien me encanta el pan, soy muy panera... tengo que controlarme porque si nó... ya sabes donde se queda... jijii
    La foto de las hojas caidas, muy bonita, si me gusta el otoño, entre otras cosas, és por esas bonitas y mullidas alfombras que se extienden en los paseos de los parque .

    Besitosss.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí me encanta el otoño porque es el preludio del invierno, que es mi estación favorita. Me encanta el invierno limeño.

      Eliminar
  14. Eso del pan "carioca" me ha llamado bastante la atención.

    Lo único de lo que no puedo prescindir cuando estoy a dieta es del pan ¿qué tendrá?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ignoro el origen del nombre, Laly, pero si lo probaras, te gustaría. El pan es una de las simplezas más deliciosas de esta vida.

      Eliminar

Gracias por leerme... y más aun por dejarme tu tarjeta de visita. Nunca sabemos hasta dónde nos puede llevar la blogósfera.